17 Mar

Hoy en mi BAÚL DE LOS RECUERDOS cambio mi crónica de un pasado alegre (Historia del Liceo Los Robles) por un presente doloroso (la desaparición física de un ex alumno. NICCIO GERARDO VARGAS ESCOBAR). Nunca había escrito una crónica de ésta naturaleza. Me atrevo con Niccio por mi cercanía con él y sus compañeros de Promoción por algo que nos era común: El Deporte. Conocí a Niccio cuando llegué al Liceo Los Robles a trabajar como el Coordinador de Deporte. Había una camada o grupo de alumnos que amaban el deporte. Estudiaba Cuarto Grado. Niccio nació en Maracaibo el 9 de Octubre de 1965.

Fueron sus progenitores NICCIO VARGAS y CARMEN CECILIA ESCOBAR DE VARGAS

Estudió desde preescolar en el Colegio Niño Jesús de su abuela. Allí estuvo hasta Segundo Grado. Cuando apareció en el firmamento el centro educativos de sus amores Liceo Los Robles en 1973. Era un nuevo proyecto educativo para la región, extraído del pensamiento filosófico de San Josemaría Escrivá de Balaguer, fundador del OPUS DEI.

El centro tendría las características esenciales para la formación de excelentes ciudadanos, destacándose las siguientes:

1.- La educación como tarea común. Es decir, todos los integrantes de la comunidad educativa les compete la responsabilidad de educar y educarse: Padres, Profesores, Alumnos y Personal en General.

2.- La educación en libertad y responsabilidad personal. Es decir, su trabajo escolar se hace a gusto. No hay necesidad de extremar los controles ni la vigilancia.

3.- La educación para la verdad. Se orienta a la conquista del conocimiento y del saber.

4.- La educación en y para la convivencia. Se procura las relaciones entre los integrantes de la comunidad educativa. Sin ningún tipo de discriminaciones.

5.- La educación en las virtudes humanas, dando prioridad a la adquisición de responsabilidad, veracidad, sinceridad, lealtad, optimismo y alegría.

6.- La educación para el trabajo. Es una de las características principales del pensamiento pedagógico de San Josemaria Escrivá de Malaguer.

7.- La educación en y para la solidaridad y vocación de servicio.

Bajo estos principios básicos con una excelente orientación personal de la Educación Personalizada bajo el sistema tutorial que imparte el Liceo Los Robles donde se formó Niccio Gerardo Vargas Escobar.

Egresó de la VI Promoción del Liceo Los Robles en Julio de 1983.

Me atrevo a asegurar en mi confinamiento familiar por mi jubilación del centro educativo y por la pandemia que la Promoción de Niccio ha sido una de la más exitosas profesional y familiarmente. Todos sus amigos conservan esas virtudes para triunfar en la vida y sobre todo una unión de amistad y familiaridad a toda prueba después de 38 años de su culminación de estudios secundaria.

Niccio se graduó en Administración de Empresas en la Universidad Rafael Urdaneta en 1987.

Se casó en la Iglesia Corazón de Jesús, en la Avenida Bella Vista de la capital zuliana el 21 de Agosto 2004 con la excelente representante de nuestro gentilicio zuliano Maria Antonieta Ceberg (hoy viuda de Vargas). Tuvo 3 hijos GERARDO ANDRÉS, IGNACIO ENRIQUE y GAVIOTA SOFÍA. Todos estudian en los colegios AYSE, Los Robles y Altamira, porque era un fiel creyente de sus principios educativos.

Niccio murió el 31 de Diciembre de 2020, víctima de la actual pandemia mundial. Ese mismo día murió su progenitora Carmen Cecilia Escobar de Vargas para ser más dolorosa su despedida de su vida terrenal. Tenía 56 años de edad.

El Liceo Los Robles y sus amigos lo recordarán por siempre. Hizo honor al significado etimológico de su nombre de pila: Fuerte y temible guerrero.

Niccio dió jonrones (10 años de estudio como Roblista) llegando al salón de la fama del Liceo Los Robles en Julio de 1983. Pero no verá nunca los 11 jonrones de sus hijos y por ende no los subirá al pedestal de honor. Lo que sí estoy seguro es que siempre estará en el pódium de los Héroes por sus grandes virtudes humanas demostradas en su paso terrenal. Hasta luego nuestro caro amigo.  

¿Qué opinan sus amigos de Niccio Vargas?

German Ferrer

Niccio mi amigo. Desde niño fue muy noble. Alegre y honesto. Compartimos nuestra afición musical y el béisbol, que era nuestra pasión. Dejó un gran ejemplo como hijo. Padre. Esposo. Como amigo y compañero. 

Siento un inmenso orgullo y satisfacción de haberlo tenido como amigo, lo cual se mantendrá, aunque en éste momento, la vida decidió separarte de nosotros, hermano de la vida.

Compartimos nuestra infancia, juventud y adultez. La soltería y la paternidad. Diversión y trabajo.

¡Uff! Qué de recuerdos, Brother!  Ya nos reencontraremos de nuevo cuando el Todopoderoso así lo disponga.

Tu amigo G.T.

Alfredo Nones

Hablar o comentar de Niccio siempre faltarán palabras para expresar la falta que hace y lo gran ser humano que fue como compañero, amigo y jefe de familia en todos sus ámbitos. Yo soy quizás o de seguro el que menos momentos de la vida compartió con Niccio por haber llegado a estudiar en 3er año de Bachillerato, pero es indudable que en el corto período pude disfrutar del privilegio de su amistad, de esa energía positiva que todo lo contagiaba y de un ánimo y disciplina en todo lo que hacía. Recuerdo las prácticas y juegos de béisbol donde siempre destacaba como uno  de los MVP. Y… al pasar de los años con futuros diferentes por obvias razones lo encontré de nuevo en una espectacular reunión con Luis Pantín en MIAMI y verlo después de tantos años y sentir en su abrazo fraternal, el cariño de un hermano fue increíble. Como si fuese ayer. Por eso agradezco esa gran oportunidad y fueron horas de recordar entre nosotros cualquier anécdota de nuestro amado Liceo Los Robles. Nuestra casa. Donde estuve solo 3 años. Pero para mí los mejores vividos. Allí coseché grandes amigos, reunidos como nos formaron. Una familia Roblera con la añoranza de contar con Niccio, que desde el más allá nos bendice y nos acompaña con cada comentario sobre lo que más amaba. LOS DEPORTES. EL BEISBOL Y EL GOLF. Saludos desde el Planeta Tierra mi gran amigo.

Richard Vargas

 Niccio era mi primo favorito. Uno de mis mejores amigos y un hermano más. Nunca en la vida escuché a alguien decir algo negativo de Niccio. Siempre alegre y positivo. Hasta en los momentos más difíciles tenía una sonrisa. Ejemplo de amigo sincero y leal. Padre abnegado y dedicado a sus 3 hijos y a su Esposa.

En nuestra infancia siempre estuvimos muy cercanos. Pase innumerables fines de semanas en su casa como un hijo más. 

En los últimos días, cuando alguien me aborda para darme el pésame no siento tristeza porque todos tienen palabras positivas sobre su personalidad.

Para mí es irremplazable. Un verdadero hombre bueno con un corazón tan grande como el Lago de Maracaibo. La ciudad que lo vio nacer y morir.

Luis Pantin 

Arturo. No es fácil escribir sobre Niccio sin que me dé nostalgia por su ausencia tempranera. “El Moñúo” como lo llamábamos de niños siempre hará falta. Mis recuerdos y anécdotas pasan por mi mente. Más de 50 años de una bella e intachable amistad. Amistad bellísima desde todo punto de vista. Niccio es el 3ro de mi Promoción 1983 del Liceo Los Robles en adelantarse al Reino de Dios. Inesperada partida al igual que la de Rafael Álvarez Viso, el primero en adelantársenos hace casi 23 años y la de Andrés Castellanos Urrutia hace 2 años. Todos excelentes personas desde todo punto de vista y amigos insustituibles.

ANÉCDOTA CON NICCIO: Fue en el colegio el Niño Jesús de su abuela materna Luisa Escobar. Allí comenzamos a jugar béisbol con una pelota de aluminio. Inolvidables esos juegos. Toda su vida el béisbol fue su pasión esta pasión la compartió con sus hijos y la vivió intensamente con ellos y con su esposa a lo largo de su vida terrenal. Tremendo pelotero. Colaborador en el sentido más amplio de la palabra en todo lo relacionado en el deporte en general. Tanto en el Liceo Los Robles como en las Pequeñas Ligas. Excelente con el guante. Bueno a la defensiva y un bateador oportuno en los equipos donde participaba. Termino mi mensaje con una agria sonrisa por los gratos recuerdos y anécdotas que compartimos por toda nuestra vida.

Es nuestro 3er miembro de la XI Promoción, por lo tanto contamos los amigos tres ángeles en el cielo velando por todos nosotros hasta que nos reencontremos en el reino de dios.

Fotos

Aparece en un juego de Golf FRANCISCO RINCÓN- NICCIO VARGAS- GUSTAVO JEAGER y LUIS PANTIN 

Segunda Foto 

NICCIO con MARIA ANTONIETA con sus hijos en la Basílica de Maracaibo

 

Tercera Foto

NICCIO el día de su matrimonio

 

Cuarta Foto

Sus 3 hijos GERARDO, IGNACIO y GAVIOTA